El par GBPUSD tuvo un impulso alcista ayer y alcanzó 1,6140 el día de hoy. La tendencia sigue siendo alcista en el corto plazo intentando alcanzar 1,6150 a 1,6200 antes de intentar 1,6300.

El soporte inmediato está desde 1,6100 hasta 1,6080. Una clara ruptura por debajo de esa zona podría llevar el precio a la zona neutral en el corto plazo, intentando alcanzar el área de soporte 1.6050/00.