¿Qué es un modelo compuesto?
Un modelo compuesto no es más que combinar en un gráfico las principales variables utilizadas como criterio de selección en las compañías de un sector (generalmente se hace a nivel sectorial, aunque se puede aplicar para cualquier tipo de estudio en el que se comparen dos variables).

En el sector autopistas, por ejemplo, las dos variables que más se utilizan son la TIR y la rentabilidad por dividendo (remuneración a largo plazo junto con remuneración a corto). Si ponemos ambas variables en un gráfico como el mostrado, podemos comparar las empresas a la hora de tomar una decisión de inversión.
En teoría, un inversor debería tender a buscar una empresa que se situase en la esquina superior derecha del cuadro, donde se le remuneraría con mayores rentabilidad por dividendo y TIR. Parece que Aumar sería la elegida al ofrecer no sólo una elevada TIR, sino además una rentabilidad por dividendo en 1998 bastante razonable. Iberpistas no es descartable tampoco y merece la pena subrayar Europistas, que presenta una rentabilidad por dividendo nula (ya se ha comentado que no paga dividendos pero sí lleva a cabo devoluciones de capital), pero cuya TIR es muy atractiva, por lo que sería recomendable para un inversor a largo plazo (la concesión de Bilbao-Behobia finaliza en el 2003 si antes no se ha renegociado con las Administraciones Central y Autonómica).
En este tipo de gráficos se pueden comparar cualquier tipo de variables que tengan sentido, como en el sector bancario el PCF con el ROE, o con el ROA, en el sector eléctrico la sensibilidad a movimientos en los tipos con la rentabilidad por dividendo,